Importancia Del Consumo De Frutas Para La Salud

Por La Lic. en Nutrición Fabiana Edith Volpi

Las frutas juegan un papel trascendental en el equilibrio de la dieta humana por sus cualidades nutritivas. Fruta es sinónimo de salud. Veamos el PORQUÉ: 1. Su alto contenido de agua facilita la eliminación de toxinas de nuestro organismo y nos ayuda a mantenernos bien hidratados… 2. Su aporte de fibra, ayuda a regular la función de nuestro intestino y a evitar o corregir el estreñimiento. La fibra tiene un gran interés dietético ya que, además, posee efectos beneficiosos tanto en la prevención como en el tratamiento de ciertas enfermedades (exceso de colesterol, diabetes, obesidad, cálculos en la vesícula biliar, hemorroides y venas varicosas, divertículos, cáncer de colon y úlcera). 3. Son fuente casi exclusiva de vitamina C. Los Licenciados en nutrición recomendamos tomar como mínimo tres frutas al día, procurando que una de ellas sea rica en vitamina C (cítricos, kiwi, melón, frutillas, tropicales…). 4. Contiene antioxidantes que protegen frente a enfermedades relacionadas con la degeneración del sistema nervioso, enfermedades cardiovasculares e incluso el cáncer. La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha confirmado en los últimos años los resultados de diversos estudios de investigación que ponen de manifiesto los efectos anticancerígenos de frutas y verduras, particularmente contra el cáncer del tracto gastrointestinal y contra el de pulmón.

Propiedades Nutritivas

La composición de las frutas difiere en gran medida en función del tipo de fruto y de su grado de maduración. El agua es el componente mayoritario en todos los casos. Constituye, en general, más del 80% del peso de la porción comestible,

Valor energético Las calorías de la fruta dependen casi exclusivamente de su contenido de hidratos de carbono, a excepción del caso de la palta y del coco, frutas en las que el contenido graso determina su valor energético. Hidratos de carbono: los azúcares o hidratos de carbono simples confieren el sabor dulce a las frutas maduras. Las ciruelas y las peras contienen cantidades relativamente altas de sorbitol, que posee un conocido efecto laxante. Grasas: su contenido es casi inapreciable (0,1-0,5%), excepto en la PALTA que aporta un 14% de grasa, especialmente ácido oleico, saludable, y en el coco, con un 35% de grasa, mayoritariamente saturada, menos saludable. Proteínas: Representa menos del 2% del peso fresco de las frutas. Las proteínas están compuestas por aminoácidos, diez de los cuales son esenciales para el ser humano. El término esencial hace referencia a que el organismo no los puede producir por sí mismo y, por tanto, debe obtenerlos necesariamente de la alimentación cotidiana. Una proteína que contenga, en cantidad y calidad, los diez aminoácidos esenciales se considera completa o de alto valor biológico. En las frutas, las proteínas son de bajo valor biológico.

Las frutas son buena fuente de vitaminas y minerales. Vitaminas: destaca el contenido de vitamina C (en cítricos, frutas tropicales, melón, frutillas y grosellas negras) y de provitamina A (cerezas, melón y durazno…), ambas de acción antioxidante. En menor proporción, se encuentran otras vitaminas del grupo B solubles en agua, biotina y ácido pantoténico. En general, son más ricas en vitaminas las variedades coloreadas, las de verano y las frutas expuestas al sol. Como curiosidad: dentro de un mismo árbol, los frutos orientados al sur son más ricos en vitaminas que los orientados al norte.

Minerales: en las frutas abunda el potasio (necesario para la transmisión del impulso nervioso y para la actividad muscular normal, contribuye al equilibrio de agua dentro y fuera de la célula). Son ricas en potasio la banana, kiwi, nísperos, melón, uva negra, cerezas, ciruelas, coco fresco, palta, ananá. También aportan magnesio (relacionado con el funcionamiento del intestino, nervios y músculos, forma parte de huesos y dientes, mejora la inmunidad y la resistencia ante enfermedades degenerativas, posee un suave efecto laxante y es anti estrés).

Por que se deterioran las frutas?

Luz: Influye en la pérdida de sustancias nutritivas de forma indirecta, favoreciendo una serie de reacciones que tienen lugar al estar el alimento en contacto con el aire. Afecta sobre todo a ciertas vitaminas hidrosolubles (especialmente la vitamina C) y liposolubles, como la provitamina A o beta-caroteno. Oxígeno: cuando las frutas son peladas, troceadas o trituradas y sus tejidos se exponen al contacto con el oxígeno del aire, se producen coloraciones pardas. Hay diferentes medios que pueden controlar o impedir la aparición de zonas pardas u oscuras, como la inmersión de las frutas en agua ligeramente acidulada (con zumo de limón) inmediatamente después de peladas o cortadas. Calor: el calor produce pérdida de vitaminas, especialmente de vitamina C y también de flavonoides, colorantes de algunas frutas que se comportan como antioxidantes. Acidez: la acidez contribuye a reducir las pérdidas de vitaminas y a evitar los cambios de color de frutas peladas, cortadas o trituradas.

Deseo que estas indicaciones y consejos les hayan servido… HASTA LA PROXIMA…!

Lic. en Nutrición Fabiana Edith Volpi       San Martín 329